ILOVECPA: un vale de compra de 1000 euros

PRÉSTAMOS RÁPIDOS SIN PAPELEO

OFERTAS EN ZAPATOS DE MARCA

ALIMENTOS PARA ANIMALES DE COMPAÑÍA

HOTELES BARATOS

CITAS NUDISTAS

MODA CHIC PARA CHICAS CHIC

DESCUBRE TU FUTURO GRATIS

DINERO RÁPIDO SIN PREGUNTAS

ZAPATOS ÚLTIMA MODA

Thursday, March 30, 2017

Mis vacaciones en Valencia



Casi me muero cuando me dijo mi marido que había pagado 17 euros de parking al día por meter el coche en el parking del Sercotel Sorolla Palace, Valencia. Menos mal que sólo fueron dos días. Si llega a ser una semana, tenemos que pedir un préstamo rápido. 

El hotel no es gran cosa. Nos dieron una habitación grande, pero con unos suelos de moqueta que precisaban un cambio. La moqueta se veía más sucia que una calle sin limpiar. Era horrible. Mi marido decía que no era para tanto. No sabía lo que decía. A mis hijas no le dejaba quitar las zapatillas porque aquel suelo era un asquito. 

Los armarios eran bastante grandes, aunque no lo suficiente para vaciar todas las maletas. Reconozco que soy de las que llevo casi mi casa encima, pero se necesitaba más espacio. El televisor era de plasma y grande. Se veía bien la pantalla desde la cama porque lo habían colgado en la pared como en los bares. 

El cuarto de baño había sido diseñado para una familia completa. Tenía el váter separado por una pared de la ducha y del lavabo. Eso daba cierta intimidad a la hora de compartir cuarto de baño. Bueno, yo no soy de compartir el baño. Cuando me meto cierro la puerta bien cerrada. Mi marido y las niñas hacen igual. 

No os recomiendo ni os dejo de recomendar el Sercotel Sorolla Palace, Valencia. Lo que no os recomiendo son los geles que te dejan en una esquina de la bañera. Mi marido los usó y se le escamó toda la piel. Parecía un lagarto. son unos geles muy agresivos. Se ve que van a lo barato. Debieron haberlos comprado en los chinos. Yo los usé el segundo día para limpiar la bañera, la ducha y los lavabos. Te dejan todo limpio las de la limpieza, pero mejor limpio yo. Me gustan las limpiezas muy a fondo.


-----------------------------------

http://artigoo.com/trabajos-comision




Tuesday, March 28, 2017

Mis vacaciones de tapas y de paraísos



1


Fui con mi marido a El Trébol, Toledo, un bar de tapeo informal que está siempre hasta los topes de gente. Encontrar mesa libre es casi imposible. Nosotros tuvimos suerte. A mí no me gusta comer en la barra, sobre todo cuando voy sobre mis altos tacones. Me gusta sentarme y saborear todas las tapas. 

El local es muy minimalista. Lo prefiero así a esos locales que están decorados como los bares de los años setenta. Prefiero locales modernos, limpios, y donde me atiendan rápido. Esperar no es lo mío. 

De sus tapas me quedo con el croquetón. El tomate relleno no me gustó. Me lo había recomendado mi hermana, una clienta habitual de El Trébol. También me habría recomendado coger una mesa de la pequeña terraza que tiene el local, pero no estaba el tiempo para terrazas; hacía un frío que pelaba. 

Mucha gente pide una selección de tapas, una especie de muestra de la gastronomía local en platitos. Fue lo que pidió mi marido. Yo me quedé con el croquetón y con unas pulgas de carnes variadas. Estaban ricas. Las carnes las había hecho en la parrilla. No eran esas carnes grasientas que tanto detesto. 

Las tapas están bien presentadas y no son tan cutres en cantidad como en otros locales. No escatiman. Y eso está bien. Tomas dos o tres tapas y vas sobrada, sobre todo cuando estás a dieta de adelgazamiento. Yo cuando estoy a dieta siempre como de tapas. Puedes comer de todo porque las cantidades son inferiores a las de las raciones. 

En El Trébol, Toledo, encuentras tapas frías y tapas calientes. También hay postres deliciosos. Yo no pedí postre porque no era cuestión de engordar con aquella tarta de chocolate que se zampo mi santo sin remordimientos. 

Os recomiendo El Trébol, en Toledo. Es un buen local de tapas. Lo malo es que está siempre lleno de gente. Se ha convertido en un local de moda. Está en la calle Santa Fe de la ciudad del Greco.




2


La Baia do Sancho es sin duda la mejor playa de Brasil, sobre todo cuando vas a primera hora de la mañana, cuando todavía no hay mucha gente. Yo tenía la sensación paseando por sus arenales interminables que estaba en el paraíso. Me hubiera quedado allí si no tuviera que regresar a España con mi marido para cuidar de mis hijas y terminar de criarlas. Aquello era el paraíso de Adán y Eva. 

No es fácil acceder porque la playa está entre un acantilado. Esto le da más encanto. No es como esos arenales del Caribe que están un tanto carentes de gracia porque los ves como artificiales. En cambio, cuando ves unas rocas es como si vieras más naturaleza. 

Es recomendable no llevar tacones. Yo llevaba unas zapatillas con cuña y casi me mato por las escaleras. Gracias que venía mi marido para agarrarme a él. Si nos matábamos, íbamos para el más allá juntos, lo cual era un consuelo. No iba a dejar la posibilidad de madrastra para mis hijas. 

Os la recomiendo. Yo siempre quise conocer Noronha. Al sobrevolar la isla, lloré de emoción porque mi sueño se había hecho realidad. Cuando llegué a Bahía do Sancho supe que había encontrado la playa de mis sueños. Nunca había visto una agua tan cristalina. Es una pena que se esté llenando bastante de turistas. Se llenaría más si tuviera un acceso fácil. Las escalinatas son muy empinadas. Cuando fuimos nosotros, había caído una señora. No es una playa apta para personas con movilidad reducida. Había gente que llegaba en lancha. Es la mejor forma. 

No descarto volver. Me gustaría que mis hijas la conocieran, sobre todo ahora que la han nombrado la mejor playa del mundo mundial. Pero esperaré a que las niñas sean más grandes. No las veo ahora con muchas ganas de bajar y subir escaleras empinadas.




3


Lo que más me gusta de BudgetAir.es es el buen servicio que dan al cliente. Yo tuve problemas con unos billetes de avión que les compré y me informaron en todo momento vía e-mail y por teléfono para poder hacer una cancelación sin perder nada de dinero. Por eso seguiré comprando vuelos online en su web. Son muy profesionales. 

Mi marido, en cambio, prefiere comprar los billetes en las páginas web oficiales de las compañías aéreas. Es muy desconfiado. Siempre dice que lo barato te acaba saliendo caro. En BudgetAir.es nunca me ha pasado eso. Estoy ahorrando mucho dinero en vuelos que, comprándolos en las webs oficiales, me saldrían mucho más caros. 

Os recomiendo BudgetAir.es por su buena relación calidad precio. En su web encuentras un buscador de vuelos baratos en el que debes indicar tu lugar de destino y tu lugar de procedencia. 

Yo siempre voy a las ofertas. Son ofertas que están sujetas a la disponibilidad de plazas en los aviones. Alguna vez se me vino abajo el chollo, pero conseguí otro a precio parecido. BudgetAir.es me viene muy bien para mis escapadas románticas. Eliges el destino en función del precio. Esto a mi marido no le gusta mucho. Prefiere ir a donde se le antoja. Yo, en cambio, prefiero ir a donde hay oferta. ¿Para qué voy a gastar más si puedo gastar menos? Además, me encantan los chollos. Soy una compradora que decide mucho en función del precio. Veo una oferta y corro a por ella. 

Lo último que les compré fue una escapada urbana a París por 48,90 euros. No iban incluidos los gastos de equipaje. Pero, aún así, estaba muy bien el precio. Por cien euros fuimos mi santo y servidora a la ciudad del Sena. Pasamos dos días fabulosos sin niñas y renovando nuestro amor eterno. El vuelo era de Ryanair. Fue un vuelo tranquilo que salió de Barcelona.




4


En La Quinta Inn North Phoenix encontré las camas más blanditas en las que había dormido en mi vida. Les hubiera comprado los colchones para mi casa si me los vendieran. Era como dormir encima de una nube de algodón. Mi marido no estaba tan contento porque prefiere las camas duras. Está convencido de que un colchón duro es bueno para la espalda. Mi espalda descansa mucho mejor sobre un colchón blando. No me importa lo que digan los médicos sino lo que dice mi cuerpo. 

Este hotel está a 20,9 kilómetros del estadio de la Universidad de Phoenix, donde mi marido iba a impartir una conferencia. Por eso lo elegimos. Queríamos un alojamiento que no nos quedar muy lejos de la Universidad ni demasiado cerca porque es bueno desconectar del trabajo, sobre todo cuando estás en el extranjero. 

El hotel está bastante bien, pero no a la altura de los hoteles españoles. Me gustaron más los exteriores que los interiores. Por ejemplo, había una piscina al aire libre y un gimnasio donde pasé muchos momentos de ocio. Todos los días se sirve un desayuno continental en un salón poco atractivo. Es casi como el salón de la casa de una familia numerosa con su decoración pasada de moda en tonos marrones claros. 

Las habitaciones no son lujosas, pero sí espaciosas, sobre todo si te tocan las más cuadraditas. La nuestra era alargada, con una zona de sala de estar casi más amplia que la parte de la cama. Hay conexión Wi-Fi gratuita en todas las habitaciones. En nuestra habitación funcionaba muy bien. 

Nuestra habitación del La Quinta Inn Phoenix North tenía un televisor de pantalla plana con canales por cable. Estaba amueblada de forma sencilla, y disponía de aire acondicionado y cafetera. Mi marido aprovechó para ponerse hasta las cejas de café. Es muy cafetero. Así está siempre al borde de un ataque de nervios el pobre. 

Nos sirvieron un desayuno con gofres y cereales. También había fruta fresca y productos horneados. El café y el jugo están incluidos en el precio. Yo me limité a comer fruta fresca porque estaba haciendo una dieta de adelgazamiento. 

La lavandería del hotel es con monedas. Gasté una pasta en lavar toda la ropa que llevamos. Monedita a monedita los lavados te acaban saliendo bastante caros. Yo hubiera lavado la ropa en la bañera, pero decidí no pasar tanto trabajo. Mi marido podía pagar la lavandería. 

Os recomiendo este hotel. No es demasiado caro y ofrece unos servicios aceptables. Eso sí, no esperes encontrar la calidad hotelera que hay en España. El personal es muy amable, pero le falta algo de profesionalidad. Son de los que sonríen mucho sin matarse a trabajar.


-------------------------

http://artigoo.com/andar-adelgaza-correr-ir-al-gimnasio




Thursday, March 23, 2017

Mis vacaciones en Barcelona y en La Coruña


 



1


En el Hotel Icaria Barcelona nos recibieron con una copa de cava y unas tazas de chocolate caliente. Fue inolvidable. Yo creo que pensaron que eramos dos recién casados. Mi marido no se tomó muy bien lo del chocolate porque dice que es bebida de viejos. Le preocupa mucho la vejez a mi santo. A mí no me importa que el chocolate sea bebida de viejos. Te sienta genial cuando vienes de una noche fría en la Ciudad Condal o en la ciudad que sea. Me tomé primero el chocolate y después bebía las dos copas de cava aprovechando que mi santo no tenía ganas de más fiesta. 

Este hotel tiene una ubicación excelente. Puedes ira andando a todos los sitios que te interesan en Barcelona que, en mi caso, son las tiendas de marca. Las instalaciones son también muy buenas. Fue una pena que el jacuzzi de nuestra habitación se le diera por no funcionar correctamente. Vinieron a arreglarlo dos veces y no lo consiguieron poner en forma. Mi marido quería llamar a recepción otra vez más para que volvieran los técnicos, pero se lo prohibí. No quería molestar. Aquel jacuzzi tenían que cambiarlo. 

El personal del Hotel Icaria Barcelona es muy amable. Mi santo temía que sólo nos hablaran en catalán, un idioma que no entiende, pero no fue así. Nos hablaban en castellano de Castilla y nos agradecieron un montón las propinas que les dejamos en el bar y en el restaurante. 

Este hotel está muy ordenado y limpio. Si dejas la habitación algo desordenada, la encuentras ordenadísima. Son geniales. Por eso os lo recomiendo. También os lo recomiendo porque es un hotel muy silencioso pese a estar ubicado en una zona comercial. Lo tienen muy bien insonorizado. 

Lo que más me gustó de este hotel fue la cama que teníamos en la habitación. Era muy cómoda. También destacaría el desayuno de lo más completo que nos sirvieron. No me faltó mi zumo natural de naranjas recién exprimidas.




2


Estuve unos días con mi marido, mis hijas y mi suegra en la Casa Antigua de Mosende turismo rural La Coruña y lo pasamos bastante bien. Yo, que no soy muy de turismo rural, no me aburrí demasiado y mis niñas tampoco gracias a la piscina climatizada que tienen. Es lo mejor de esta casa rural. Puedes nadar a cualquier hora del día con independencia de la temperatura que haga. El agua de la piscina está siempre ideal. 

La casa es muy de aldea. En un afán de darle un aire todavía más rural del que tiene a los dueños se les fue la mano. Los muebles, por ejemplo, me parecieron algo descuidados. Mi marido decía que eran de anticuario, sobre todo las camas. No le faltaba razón: mirabas las patas de camas, mesas y sillas y descubrías más polilla que en los muebles de la casa de mi abuela que acabó comprando un anticuario de barrio. 

Los colchones no me gustaron nada. Eran viejísimos. Menos mal que había llevado unos sacos de dormir y pude echarlos en el suelo de las habitaciones para que nosotros y las niñas pudiéramos dormir en algo nuevo. Mi suegra, en cambio, estaba encantada. Decía que no hay nada mejor que un colchón hecho en casa para descansar como en el paraíso. Yo le dejo todo ese paraíso para ella. 

En el cuarto de baño, uno para toda la casa, teníamos jabón Heno de Pravia para dar y tomar. Nos dijeron las hijas de los dueños, las encargadas de la limpieza de la casa, que nos valía para todo: para ducharnos y para lavar las cabezas. Me parecieron muy apañadas. Yo no lo soy tanto. Eché mano de mis geles y champués. 

Pese a las desventajas que tiene esta casa rural, os la recomiendo. Huele a Heno de Pravia. El olor el jabón del cuarto de baño se extiende por todas las estancias. No sé si es del jabón o si es que le echan a los interiores de la casa un perfume Heno de Pravia que sólo ellos encuentran en el supermercado.


--------------------------------

http://artigoo.com/madura-dios-ayuda-marta-barroso


artigoo.com
A la madura Dios no la ayuda de Marta Barroso es un libro novelado en el que la autora nos pone ante la decisión de una ama de casa bien de abandonar a su familia ...


Monday, March 20, 2017

Mis vacaciones en Plasencia



Siempre que vamos a Plasencia mis hijas quieren ir a la Bocatería Elfos, el bar favorito de mis niñas porque tiene una gran variedad de comida fácil de comer. La Bocatería Elfos, Plasencia, es la reina de los perritos calientes. Su especialidad son los bocadillos, hamburguesas, perritos, ensaladas, platos combinados. No me extraña que esté siempre lleno de familias con niños mal comedores. Los llevas a esta bocatería y no ponen peros a la comida porque sólo sirven los platos que les gustan. 

También puedes hacer pedidos a domicilio. Yo le tengo hecho pedidos al hotel donde estábamos alojados. Te vienen rápido los mensajeros. Lo malo es que te puedes encontrar con ingredientes no previstos si haces el pedido en un momento que no están sobrados de materia prima. Esto ya te lo dicen por teléfono cuando les haces el pedido. Los repartos de pedidos son en un radio de dos kilómetros. Tienes que hacer un pedido mínimo de 9 euros, una cantidad que pronto alcanzas y superas si pides para una familia de cuatro miembros como la mía. 

Tienen unos precios muy razonables. Es aconsejable hacerte con un bono menú que te vale para hamburguesas y raciones. Casa cinco menús uno es gratis con el bono menú. 

Os recomiendo esta bocatería de Plasencia. Lo que mejor hacen son los perritos calientes. Les ponen siempre un ingrediente extra que puede ser bacon, queso o jamón York. En platos combinados tienen mucha variedad. Mi favorito es el de filete de ternera con patatas fritas,huevos fritos y pan. Los platos combinados son una buena opción para comer barato lo que te gusta. Será comida basura, pero está deliciosa, sobre todo cuando estás haciendo una dieta verde para baja kilos. Yo me siento como una niña comiendo toda la fritanga que engorda y dicen que es mala para la salud. Lo será, pero para la felicidad son comidas buenísimas.


---------------------------------

http://modadebrrio.blogspot.com/ 

Tuesday, March 14, 2017

Mis vacaciones más solidarias con mi suegra



1


El Hotel Atarazanas Málaga Boutique es un tres estrellas que te queda cerca de la playa y no te sale muy caro. La única desventaja que le encontré fue el tamaño de las habitaciones. Nosotros cogimos dos y nos sentimos como sardinas en lata. Apenas tienes sitio para moverte. 

Las dos habitaciones eran similares. Camas grandes, poco espacio libre, un escritorio de dormitorio infantil, un cuarto de baño tampoco grande. El cuarto de baño nuestro era mejor que el de la habitación de las niñas. Notorios teníamos una ducha moderna. En el cuarto de baño de las niñas había una bañera años setenta, pero les vino bien porque mis hijas disfrutan en la bañera. 

Desayunamos en el hotel, en la cafetería porque tenían desayunos sin gluten, lo cual nos vino de cine porque mi niña grande es intolerante al gluten. Es un hotel que tiene muy en cuenta los problemas de los clientes. Por ejemplo, cuentan con habitaciones adaptadas para personas discapacitadas. 

Os lo recomiendo. El Hotel Atarazanas Málaga Boutique tiene habitaciones algo mejores. Por ejemplo, la nuestra tenía un pequeño balcón. La insonorización es buena. No oías nada de ruido de fuera pese a estar el hotel en una calle muy concurrida. La conexión wi fi es gratis. Pero te cobran las toallas que te dejan para ir a la playa. Hay que hacer caja, como dice mi marido. La caja fuerte también te la cobran. Yo no la hubiera pedido, pero mi santo tiene que dejar todo lo de valor bajo siete llaves para estar tranquilo en la playa. 

El personal es muy amable. en recepción te proporcionan información turística sobre Málaga. El Museo Picasso y el Museo Thyssen se encuentran a quince minutos a pie del Atarazanas Málaga Hotel. Yo llevé a las niñas porque no me gusta que hagan vacaciones sólo de sol y playa. La cultura es muy importante en la formación de una persona.




2


El Hotel Boutique Teatro Romano en Málaga es un dos estrellas que merecería cuatro estrellas porque es sencillamente ideal. Es nuevo, está decorado con gusto, te sientes cómoda, lo tienen todo muy limpio. Yo sólo le encontré ventajas. Volvería sin pensarlo dos veces. 

Yo fui con mi marido. Íbamos por motivos de trabajo y acabamos pasando unos días mejor que si estuviéramos de vacaciones. El hotel está a 14 minutos a pie de la playa. Yo iba andando todos los días. Llevar el coche era un lío y, como no tenía a las niñas, me daba una caminata y no tenía que mirar donde dejaba el coche. El Hotel Boutique Teatro Romano se encuentra en el centro de Málaga, a cien metros del Museo Picasso y a doscientos metros de la fundación Pablo Ruiz Picasso. No son los mejores museos del mundo, pero te puedes entretener haciéndoles una visita. 

Nuestra habitación era grande, con una cama de matrimonio cómoda, suelos de tarima de madera, sillones rojos, una mesa auxiliar que nos hacía de escritorio, wi fi gratis. Bueno, la wi fi gratis la tenías pro todo el recinto hotelero. 

Os lo recomiendo. Es un hotel nuevo, decorado de manera moderna, y el personal es muy amable y profesional. Otra ventaja es su ubicación. Te viene muy bien si quieres prescindir de coche porque los sitios de mayor interés turístico te quedan cerca del hotel. Puedes ir andando hasta la Catedral de Málaga. Te queda a trescientos metros. 

El desayuno es bueno: variado y abundante. Eso sí, tiene mucha bollería industrial. No puedes pedir más estando en un dos estrellas, pero es una bollería industrial fresca. Hay hoteles que te ponen unos bollos industriales que parecen que llevan cinco años hechos. 

Es un hotel muy bonito. Yo me sentí como en mi casa y mi marido igual, eso que es bastante antiguo en cuanto a decoración. Da gusto alojarse en un hotel con un estilo más próximo a los muebles Ikea que todos tenemos en casa que a los muebles de los años setenta.




3


Cuando alquilas un apartamento para pasar tus vacaciones en familia es importante tener cerca un supermercado. Los Apartamentos Casablanca tienen cerca un Mercadona donde puedes comprar todo lo que necesitas para cocinar como en tu casa. Yo me limité a hacer la compra. Quien cocinó como en su casa fue mi suegra. Para eso están las suegras cuando las llevas de vacaciones: para hacerte la comida y para cuidar de los nietos. 

Los apartamentos están muy bien. Tienen personal de limpieza, parking si les pagas cuatro euros al día, wi fi y todas las comodidades que necesitas para no echar en falta tu dulce hogar. 

A nosotros nos dieron uno de los mejores. Estaba decorado en colores blanco y rojo, con un aire muy jovial. Lo que no me gustó nada fue el cuarto de baño. Cuando vi aquella cortina que había conocido tiempos mejores colgando encima de la bañera casi me desmayo del asco. Me faltó tiempo para quitarla. Mi marido decía que se habían olvidado de actualizar el cuarto de baño. No le faltaba razón. Mi suegra, en cambio, estaba encantada, porque era un cuarto de baño idéntico al que tiene en su casa. No echó de menos ni el váter. 

La cocina estaba bien. Mi suegra tuvo a su disposición todo el menaje que necesitaba para hacernos desayunos, comidas, meriendas y cenas. Yo tuve a mi disposición una preciosa terraza para tomar el sol sin bajar a la playa ni a la piscina. Desde la terraza veía a mis niñas en la piscina. Todo un lujo. 

Os recomiendo estos apartamentos. No te aburres. Son lo que necesitas para pasar unas animadas vacaciones familiares de sol y playa. Yo disfrute de tarifas especiales en el Casablanca's Gym, que ofrece diversas clases de fitness y sauna. Últimamente voy bastante a la sauna. Mis gustos están cambiando. Hace unos años no aguantaba las saunas y ahora me relajan.


http://artigoo.com/dejar-comerte


artigoo.com
'¿Cómo dejar de comerte las uñas? ¿Cómo conseguir que tus hijas no se muerdan las uñas? Seguro que has probado mil remedios y no estás muy animada a proba' /


Sunday, March 12, 2017

Mis vacaciones en el paraíso cutre



El Parador de Xàbia (Jávea) es un parador que se sale de lo común en Paradores. Me llamó la atención cuando llegamos que fuera un edificio más parecido a un hotel que a una antigüedad arquitectónica del pasado. Está al norte de la Costa Blanca, en Alicante. 

No es un parador lujoso. Parece casi una pensión con habitaciones grandes. La nuestra era de las mejores, de las más espaciosas. Teníamos una cama de matrimonio grande, pero sencilla como las camas que venden en Ikea, un escritorio igual de sencillo y una mesa camilla con unas sillas que parecía de un piso de estudiantes. Había otra cama auxiliar que compartieron mis niñas. Lo mejor de la habitación eran las vistas que teníamos desde el gran ventanal. Vistas al mar. Esto es lo mejor del parador: la ubicación en primera línea de playa. 

Los suelos son de mármol color crema en las estancias comunes, pero en las habitaciones son de baldosas de terraza. Mejor suelos de terraza que moqueta. 

No debes dejarte impresionar por la recepción. La recepción es más lujosa sin ser lujosa. Te hace esperar unas habitaciones con otro tipo de decoración. Las zonas comunes están mejor que las habitaciones. Como os decía ves suelos de mármol, alfombras estilo lagartera y todo limpísimo. 

También está muy bien el jardín que rodea al parador. Es un jardín con muchas flores y bungavillas. Me encantó pasear por allí para escapar un poco de la concurrida playa. 

Nos quedamos a comer en el restaurante del parador. Era lo más cómodo al ir con dos niñas que no quieren dar un paso sin subir a un coche. Además, la comida era de la que les gusta a mis hijas: mucho arroz y pescados. Mis niñas no son nada de carnes. 

En el Parador tienes wi fi gratis, un buen televisor de plasma en las habitaciones y cuartos de baño con buenas duchas y todo lo que necesitas en geles y demás. 

Os recomiendo el Parador de Xàbia. Está muy bien para pasar unas vacaciones de sol y playa con niños. Tiene una ubicación excelente para pasar un verano inolvidable.


-----------------------------------

http://artigoo.com/exposicion-barbies


ENCUENTRA PAREJA PARA PRACTICAR EL AMOR LIBRE

LOS MEJORES HOTELES

ENCUESTAS PAGADAS

ENCUESTAS PAGADAS

ZAPATOS ÚLTIMA MODA

TRABAJA DESDE CASA