ILOVECPA: un vale de compra de 1000 euros

PRÉSTAMOS RÁPIDOS SIN PAPELEO

GANA 2 EUROS POR ENCUESTA

ALIMENTOS PARA ANIMALES DE COMPAÑÍA

HOTELES BARATOS

CITAS NUDISTAS

MODA CHIC PARA CHICAS CHIC

DESCUBRE TU FUTURO GRATIS

DINERO RÁPIDO SIN PREGUNTAS

ZAPATOS ÚLTIMA MODA

Sunday, September 27, 2015

Mis vacaciones baratas en Mójacar

El Hotel Best Mojacar, Mojácar, está en la Avenida Costa de Levante, muy cerca de un campo de golf muy concurrido y en primera línea de playa. Justo por eso lo elegimos nosotros para pasar una semana con las niñas. Mi marido pudo disfrutar del golf y yo y las niñas pudimos disfrutar de la playa. 

Lo que más me gusto de este hotel fueron sus jardines. Los tienen muy bien cuidados. En esa zona ajardinada están las piscinas. Mis hijas fueron bastante con su padre. Yo pasé de las piscinas y fui todos los días a la playa, aunque la playa no era gran cosa por las piedras que había y su arena oscura no me agradó mucho. 

Las niñas no se aburrieron porque, cuando no estaban con nosotros, iban con su abuela a la animación infantil que hay a todas horas del día. También tienen animaciones para adultos. Mis suegra fue a la animación nocturna y quedó encantada con los espectáculos. 

En este cuatro estrellas tienes alquiler de coches en recepción, tienda-souvenirs donde encuentras regalos de última hora para la familia, salones de convenciones, pista de paddle, tenis y zona SPA (un buen jacuzzi, sauna, baño turco, ducha escocesa, nebulizadora, pediluvio y una sala relax de la que sales nueva). 

Nosotros no necesitamos alquilar coche. Llevamos el nuestro y lo dejamos en el parking gratuito que tienen.

Nos dieron dos habitaciones con vistas al mar. Son un poco más caras que las que no tienen vistas al mar, pero nosotros preferimos pagar un extra para que nuestras vacaciones fueran totales. Las dos habitaciones estaban decoradas con sencillez y con buen gusto. Te sentías cómoda, sobre todo en sus terracitas. 

Lo que no me gustaron fueron las almohadas. Tuve que pedir una más para ponerla encima de la que teníamos en nuestra cama de matrimonio. Era muy baja y mi santo esposo no conseguía conciliar el sueño. 

La misma sencillez en la decoración la encontrabas en el cuarto de baño. Todo correcto, limpio, cambio de toallas diario, cambio de sábanas diario y las colchas más gastadas que las que tiene mi tía Lola en su casa. 

Os recomiendo este hotel. El Hotel Best Mojacar Mojácar, es un hotel pensado para las vacaciones familiares de sol y playa. Te sale bien de precio. Lo malo es que está hasta los topes. En el buffet del desayuno se te quitaba el hambre con tanto lío de gente que había.

Mi barrio favorito de Londres

El barrio Greenwich, Londres, es ideal para pasear con tu familia o tú sola si eres de las que gustan de viajar por el mundo mundial sin compañía. Está un poco alejado del centro. A unos quince kilómetros. 

Lo que más nos llamó la atención del barrio fue el Cutty Sark , el antiguo clipper que se puede visitar por dentro. Lo rehabilitaron al cien por cien después el incendio que sufrió el año 2007. Es una goleta que transportó té entre Inglaterra y China, en el siglo XIX. Nosotros entramos porque mi marido quería ver la exposición, pero nos salió carísimo. Pagamos 12 libras por cabeza. Se forran con los turistas. 

El barrio es un pueblo inglés de toda la vida, con sus típicas casas y sus calles características. Tienen un mercado que merece una visita: el Greenwich Market, un bicentenario mercadillo, que nace en el lejano siglo XVIII. Se nos fue una tarde casi mirando sus tiendas de belleza, arte, estilo de vida, moda, restaurantes, panaderías, pubs, comida, joyerías. Es un mercado muy completo. 

Pese al tiempo que pasamos en el mercado haciendo compras, pudimos acercarnos al Observatorio del Meridiano después de cruzar un parque con forma de colina que nos llevó previamente hasta el Old Royal Naval College , donde estaba situado en su momento el Palacio de Greenwich, destruido durante la guerra civil inglesa. También visitamos una mansión que se llama The Queens House aprovechando que no cobraban entrada. Mi hija Patricia casi se cae por su escalera de caracol. 

Ahí terminó nuestro paseo. Mi marido quería ir al lago a remar. Le dije que ni hablar. Sólo me acerqué al lago para ver los patos con las niñas. 

Os recomiendo visitar Greenwich en Londres. Es un barrio que parece un pueblo de toda la vida de Inglaterra.

Friday, September 25, 2015

Un hotel en el que no te sientes sola

El Hotel Weare Chamartín está justo al lado de la estación de Chamartín. Está junto al Paseo de la Castellana, cerca del Santiago Bernabéu. Te queda muy bien si vienes a Madrid para ir a ver al Real Madrid.

Yo estuve sola en un viaje de negocios. Fue una estancia más tranquila de lo que suponía. El hotel no es nada ruidoso y está bien comunicado con el resto de la ciudad por transporte público. No me hizo falta alquilar ningún coche. Lo hubiera hecho si tuviera a las crías. Mis hijas y los buses urbanos son incompatibles. Tampoco les va el metro ni el tren. Ellas son de ir en el coche de papá o en el coche de mamá. 

Me dieron una habitación grande, con una decoración moderna en colores blanco y rojo, suelo de tarima de madera, bien limpia y con vistas a los tejados que rodeaban el hotel. Tenía un buen televisor de plasma y un ordenador con conexión a Internet. La conexión wi fi era gratuita. Un bonito detalle con los clientes. 

El cuarto de baño tenía los sanitarios nuevos, estaba bien limpio y tenía un espejo de maquillaje o afeitado, toiletries y secador de pelo. Disponía de bañera y de ducha. La bañera era bastante profunda. Si la llenabas de agua hasta los topes, podías ahogarte. 

El hotel es inmenso. Tiene casi 400 habitaciones. No te sientes sola. Es el tipo de hotel que me encanta para alojarme cuando viajo sola: lleno de gente a mi alrededor y yo sin compañía que me cause dolores de cabeza. Cuando eres una mujer casada disfrutas un montón los viajes en sola soledad. 

El desayuno fue un buffet con una gran cantidad de bollería industrial. Si hubiera llevado a mis hijas, se me ponían hasta las cejas de grasas polisaturadas. Los zumos eran de cartón y el café sabía a café barato. 

Os recomiendo el Weare Chamartín, un hotel que está muy bien. Lo tienen bien cuidado y te sale muy bien de precio. Me salió la noche en 55 euros.

Mis vacaciones más lujosas

1

No me gustan mucho los balnearios, pero alguna que otra vez voy a ellos para acompañar a mi madre. A ella le encantan. Uno de sus favoritos es el Balneario Marina d'Or Oropesa de Mar, un balneario con agua de mar que te deja bastante descansada. 

Es un balneario donde no permiten niños menores de 5 años y los que son de 5 a 12 años tienen que ir acompañados de sus padres en todo momento. Esto hace que sea mucho más tranquilo. Los balnearios donde hay críos a su libre albedrío parecen una casa de locos. En vez de salir descansada, sales estresada de ellos. 

El spa del balneario está muy bien. Es enorme. No te sientes agobiada en ningún momento, aunque haya bastante gente. 

Tratamientos tenían de todo tipo, sobre todo modernas hidroterapias y otros tratamientos exclusivos en el Centro Médico de Salud y Belleza. Yo no me apunté ni a la mitad. Mi madre, en cambio, se apuntó a todos durante la semana que pasamos allí. 

Fueron unas vacaciones de tirar la casa por la ventana. Nos alojamos en el hotel de cinco estrellas del balneario. 


Os recomiendo este balneario. Tiene un extenso circuito de piscinas termales, jacuzzis de ensueño, hot.tubes, duchas relajantes, baños todavía más relajantes, flotarium, helioterapia... En total ponen a tu disposición 192 tratamientos y 36 servicios distintos. Tienes de sobra para elegir lo que más te guste o lo que más necesite tu cuerpo. 

Nosotras salimos relajadas y con la cartera vacía. Los balnearios son muy caros. Hay que tener gustos más baratos, pero, de vez en cuando, una puede y debe darse el capricho.

----------------------------------------


2

El Hotel Club Marítimo De Sotogrande tiene una ubicación muy buena en el puerto deportivo. Todas sus habitaciones tienen vistas al mar. A nosotros nos dieron una con ventanas al puerto deportivo. Veíamos entrar y salir los barcos de los amantes del mar, como llama mi suegra a quienes se suben a un barco por gusto y no por necesidad. 

Esto no quiere decir que no le encontrara alguna desventaja. Por ejemplo, el cuarto de baño. Hubiera sido perfecto si tuviera una puerta y no un tabique que el diseñador de interiores dejó sin cerrar. Si llegamos a estar un día más, mi santo esposo y servidora acabamos firmando el divorcio. Una persona necesita intimidad. 

Por lo demás, la habitación era perfecta. Todo muy limpio, todo muy luminoso, tonos claritos en colchas, sillones, paredes. Era una habitación que irradiaba alegría. 

Tampoco nos faltó el espacio. Teníamos una cama de matrimonio inmensa, una zona de escritorio, también separada por un tabique y unos cómodos sillones. El televisor estaba colgado en una pared, un poquito bajo. 

El hotel cuenta con dos restaurantes. Sirven unos platos de comida mediterránea muy apetitosos y muy caros también. No te salen las vacaciones baratas. Nosotros sólo fuimos un día a cenar. El siguiente día de nuestras vacaciones de pareja comimos lo que pillé del buffett del desayuno. Últimamente estoy haciendo como mi suegra: pillo del buffett comida en una bolsa para el resto del día. Es una manera de ahorrar como otra. 

Os lo recomiendo. El Hotel Club Marítimo Sotogrande tiene una fachada muy vistosa. Lo pintaron de rojo chillón por fuera como pintan algunos barcos de pesca.

Thursday, September 24, 2015

Mis vacaciones en Washington

The Madison Washington DC es un hotel que tiene unas habitaciones muy cómodas en comparación con las de otros hoteles de Washington. 

Está a unos diez minutos de la Casa Blanca. Es un hotel perfecto para ir en plan turista por la capital de Estados Unidos. 

La decoración de este hotel es muy de palacio, sobre todo en las habitaciones. La nuestra era grande, con una cama de matrimonio inmensa, unos sillones que parecían sacados de un palacio de Luis XIV. Las pareces estaban cubiertas de tela. El suelo era de moqueta, cosa que no me gustó, pero se veía tan limpio que no parecía ni moqueta. 

El cuarto de baño era igual de grande. Más moderno que la habitación e igual de luminoso. Los sanitarios estaban impecables. 

Me chifló la terraza que teníamos. Era un lujazo salir por la puerta-ventana y sentarte en una silla y ver toda la calle. Volvería a alojarme en este céntrico hotel sin pensarlo dos veces. 

Mi marido fue un par de veces al gimnasio. Lo tenían bien equipado. Menos me gustaron algunas estancias comunes como el comedor donde servían el desayuno, un buffet muy completo. En comparación con nuestra habitación se veía menos señorial, más de comedor de restaurante del montón. 

Os lo recomiendo. El hotel se encuentra a 4,8 km de Embassy Row, a 1,9 km de la famosa Universidad de Georgetown en la que estudio Felipe VI, a 2,1 km del monumento a Washington y a 5 minutos de caminata de la estación de metro de McPherson Square. Yo no anduve tanto. Alquilamos un coche para desplazarnos por la ciudad.

Tuesday, September 22, 2015

Haciendo senderismo con mi suegra

Una de las rutas de senderismo que más desierta encontré fue la Ruta a las Ermitas, Córdoba. Me llamó la atención que no hubiera casi gente porque el senderismo está muy de moda. A mí no me gusta, pero a mi marido y ami suegra les encanta. Por eso, de vez en cuando, me apunto a esto de andar por el monte con las niñas. 

La Ruta a las Ermitas, Córdoba, es de unos 9 kilómetros, un trayecto que te da para andar y para cansarte, sobre todo si eres tan urbanita como servidora. Cansa bastante su subida, sobre todo si llevas dos niñas como las mías que no quieren dar un paso. Lo que casi me mata fue la cuesta del Rebentón, un desnivel horrible que hay antes de alcanzar Las Ermitas. Encima, en esa zona el camino está lleno de piedras. 

Cuando hicimos nosotros esta ruta, había más ciclistas que gente andando. Bueno, por haber hasta había un señor que iba a caballo. Mi suegra decía que parecía don Quijote. Lo vimos en la Cuesta de los Pobres. 

Tardamos unas seis horas largas en hacer los 9 kilómetros. Yo estaba a punto de llamar un taxi. No podía con mis pies. Mi marido quería ir a ver Las Ermitas. Le dije que ni hablar. Necesitaba ir al hotel y descansar. Marché con mis hijas. Mi santo y su señora madre quedaron haciendo fotografías de toda la ciudad de Córdoba que se veía desde allí arriba. 

Ellos regresaron por un sendero alternativo a lo que es la ruta en sí. Les encanta andar. 

No os la recomiendo ni os la dejo de recomendar. Si eres católico de esos que van a misa, te viene bien la ruta. Puedes aprovechar para ir a la misa del domingo en las Ermitas. Fue lo que hizo mi suegra.

Friday, September 11, 2015

Mis vacaciones baratas en Londres

El Gresham Hotel HSD Londres es un hotel de Londres pensado para turistas con poco dinero. Nosotros acabamos en este hotel un día que fuimos en plan pareja joven que ha dejado los niños en nuestra España y no quiere gastar mucha pasta en una estancia de fin de semana en la capital inglesa. Una de nuestras experiencias de turistas pobres, como dice mi marido. Fue de película. 

Nos dieron una habitación tirando a pequeña que recordaba la habitación de una monja en un convento. El suelo era de parquet, la cama parecía sacada de un Ikea de antigüedades recientes, había una cortina que aspiraba a cortinón de palacio y se quedaba en una especie de pegote colorido, pero valía para sacar la luminosidad de la habitación para poder dormir. 

Lo de poder dormir es un decir. El hotel está tan mal insonorizado que escuchas a los vecinos de cuarto como si no hubiera un tabique de por medio. A nosotros nos tocaron como vecinos unos chicos, también españoles, que habían ido a Londres a un concierto. No os quiero ni contar la noche que nos dieron. Mi marido decía que debíamos sumarnos a su fiesta. Me negué. Las fiestas de adolescentes ruidosos no van conmigo. 

Menos mal que el personal del hotel era amable. Te trataban como si fueras una princesa venida a menos. Muchas sonrisas y muchas ganas de ayudar. A mí me ofrecieron unos tapones para los oídos para poder conciliar el sueño. No se los acepté. Mejor escuchar ruidos que tapar las orejas. 

Nuestra habitación era de las mejores. Según nos contaron, las de la planta baja ni tenían las vistas que tenía la nuestra ni estaban bien ventiladas. Vi como un turista sueco se quejaba de la humedad que había en su cuarto. Me sentí afortunada. La humedad siempre me dio dolor de huesos. Hubiera tenido que irme a otro hotel. 

La ubicación del hotel es muy buena. Te queda cerca el famosos Hyde Park. Es una zona en la que hay muchos hoteles. Por eso os lo recomiendo. No te sale caro y te quedan todos los sitios de interés de Londres cerca.

Thursday, September 10, 2015

Mis vacaciones de lastminute en La Manga del Mar Menor

1

El Hotel Ibersol Aqquamarina Bay Spa Wellness La Manga del mar Menor es un buen hotel. Me sorprendió que fuera tan tranquilo. Me esperaba un hotel más bullicioso, y más teniendo en cuenta que era pleno mes de julio cuando estuvimos nosotros. Tal vez su tranquilidad se deba a que el centro de La Manga del Mar Menor te queda a unos 10 kilómetros. 

El hotel es grande y tiene una decoración muy vanguardista. No puedo decir que me gustara, pero tampoco que me disgustara. 

Nuestra habitación era amplia, con el suelo de grandes baldosas color topo que hacían juego con el cabecero de una gran cama de matrimonio con colcha blanca blanquísima. Las cortinas eran cortinones oscuros. Abrías la puerta del gran ventanal y salías para una terraza donde había una mesa con sillas. Tuvimos la gran suerte de que la habitación no daba para la piscina. Era más silenciosa que las que tenían vistas para la piscina. 

Hablando de la piscina, he de decir que me encantó. Era enorme. No pude resistir la tentación de ir con las niñas y con mi marido. No suelo hacerlo porque yo soy muy de playa. Me tiene que gustar mucho una piscina, para que baje a nadar en ella. La de este hotel es grande como un lago. Sencillamente preciosa. 

Otra ventaja que destacaría del hotel es el cuarto de baño. El nuestro estaba decorado en tonos oscuros, a juego con la decoración de la habitación. Teníamos ducha y, aparte, una moderna bañera de hidromasaje en la que yo pasé horas en mis baños relajantes. Me la hubiera llevado para mi casa de lo mucho que me gustó. 

En este hotel todo se ve muy nuevo. Y limpio. Lo tienen perfecto. Por eso os lo recomiendo. El Hotel Ibersol Aqquamarina Bay Spa Wellness La Manga del mar Menor es el hotel que buscas si quieres unas vacaciones familiares tranquilas. Mi marido aprovechó para practicar golf. El hotel tiene un campo. Yo aproveché para hacer algún tratamiento de belleza. Y las niñas se lo pasaron pipa con las actividades que tienen para críos. 

Quedamos encantados. Por gustarnos, nos gustó hasta el buffet del desayuno. Era variado y había buenos zumos.

---------------------------------------

2

Lastminute.com es una web en la que puedes encontrar auténticos chollos de último minuto. Dejar la organización de tus vacaciones para lo más tarde posible, no te sale caro si entras en esta página, que yo conocí gracias a mi cuñada. Ella es una clienta más fiel que yo. Servidora y su santo esposo son de los que planifican con anticipación los viajes. 

De hecho, todo lo que he contratado a través de Lastminute.com, fueron ofertas. Veo un apartamento barato, un hotel barato, un coche para alquilar barato o ese vuelo que no esperaba tan bien de precio y los compro. En Lastminute.com los precios están muy tirados durante todo el año. 

Yo conseguí un vuelo para París por sólo 38 euros. Mi marido no lo podía creer. Era un vuelo de línea barata, pero estuvo muy bien. El avión aterrizó en la capital gala sin ningún problema. Fue un vuelo muy tranquilo. 

Os recomiendo Lastminute.com, sobre todo para conseguir chollos para el fin de semana. A nosotros nos salió un fin de semana en París por sólo 138 euros, incluyendo avión y hotel. Los precios, como os decía, en esta web están tirados. 

La web tiene una navegación muy sencilla. Pinchas en las pestañas de arriba y vas directa a vuelos, apartamentos, hoteles, coches, ofertas. Tienen todo lo que necesitas para que tus vacaciones de último minuto sean alcanzables por el dinero de tu bolsillo. En el alquiler de un coche puedes ahorrar perfectamente un 15% respecto a otras webs de la competencia donde también puedes alquilar automóviles.

Wednesday, September 09, 2015

En Holanda se come bien

El Auberge Du Bonheur Tilburg es un restaurante de Holanda donde se come bastante bien. Nosotros entramos porque nos gustó el ambiente. Lo ves muy tranquilo cuando llegas. La terraza que tiene en el jardín invita a entrar. 

Cuando estuvimos nosotros había bastante gente. Mi marido pensaba que nos iban a dar la cena porque siempre piensa que la gente que come en grupo monta bulla en cualquier país. No fue así. El restaurante está bastante bien organizado, aunque notas que necesitaría más personal. Vi bastante agobiados a los camareros. 

Pedi de primer plato un medley de calabaza para un primer plato. Mi marido se atrevió con un risotto de hongos salvajes. Lo que más nos llamó la atención fue la cesta del pan. Tenía una presentación que invitaba a comer todo el pan y a olvidarte de lo mucho que engorda. 

El vino era muy bueno. Nos dijo el camarero que lo traían de África. Debía ser cierto porque nos lo cobraron como si fuese oro. 

Este restaurante no es nada barato. La buena comida te la cobran bien cobrada. Por lo que gastas en este restaurante, en España comes dos veces en un restaurante de precios elevados. 

En todo caso, os lo recomiendo. Tienen un chef de mucho renombre. No me extraña porque la presentación de los platos y su sabor son deliciosos. Nosotros comimos en otros restaurantes en Holanda y no se pueden comparar a este Auberge Du Bonheur Tilburg. 

Aún así, no sé si volveremos. La economía no está para comidas tan caras. Después de pagar tanto por una cena, te quedas con un sentimiento de culpa para todo el mes.

Tuesday, September 08, 2015

Mis vacaciones de princesa

1

Me gustan los edificios antiguos, no para vivir toda la vida en ellos, sino para alojarme y soñar que soy una princesa en su palacio. 

Así me sentí cuando nos alojamos en el Mercure Bergamo Palazzo Dolci Bergamo, un hotel con una buena ubicación para los turistas que quieren disfrutar de la ciudad de Bergamo. 

En cinco minutos de caminata desde la puerta del hotel te pones en la estación de tren o desde la estación de autobuses. Nosotros no llegamos por ninguna de ellas, sino que fuimos con nuestro coche. Cuando llevas dos niñas de corta edad un coche es imprescindible, por lo menos para mí. Desde el hotel había un autobús que te llevaba al aeropuerto. 

En lo que sí fuimos fue en el funicular que te llevaba a la parte alta de la ciudad. Mis niñas lo disfrutaron un montón. Eran unos quince minutos de viaje que para ella resultaban tan divertidos como una vuelta en un tiovivo. 

Me llamó la atención que el hotel tuviera un interior tan moderno. La decoración se veía muy actual. Poco pegaba con la fachada del edificio. 

Lo que no estuvo a la altura fue el buffet del desayuno. Había demasiada bollería industrial para mis gusto. Mis hijas la disfrutaron, porque tanto Patricia como Paula se mueren por un bollo envasado como los del supermercado. el segundo día fuimos a desayunar a una cafetería de la zona, donde servían unos pastelitos de repostería autóctona que estaban para chuparse los dedos. 

La habitación que nos dieron era amplia. Estuvimos muy cómodos, sin estrecheces. No esperaba menos teniendo en cuenta que el hotel está en un palacio de finales del siglo XIX. 


Lo que era muy mejorable era el pequeño televisor antiguo que nos dejaron. Ni lo encendimos. Mis hijas lo miraban como si vieran una antigüedad de anticuario. No era para menos. 

También el cuarto de baño podía ser mejor. Tenía una bañera más bien pequeña y sin mampara. Menos mal que los sanitarios se veían limpios. Todo está muy limpio en este hotel italiano. El personal es muy profesional y muy amable.

--------------------------------------


2

Hace unos meses fuimos a ver el Castillo del Cid en Jadraque, Guadalajara. Mi marido quería enseñarnos uno de los últimos castillos que se construyeron en la Castilla que se volcaba en la reconquista de España hace siglos. Este castillo data de finales del siglo XV. Me apreció un castillo-palacio medieval muy bonito. 

La historia del castillo me pareció un tanto triste. Don Rodrigo, el primer dueño, se lo dejó a su hija y ésta acabó viviendo en otras casas porque se había casado con un noble ricachón al que le sobraban viviendas. Fue lo que nos contó el guía a nosotros y al grupo de turistas interesados en este castillo. Por tanta explicación sólo pagamos 1 euro por persona. No cobran mucho. 

Las visitas guiadas las hay cualquier día de la semana. Lo malo que tienen estas visitas guiadas es que son en grupo. Te juntan con personas a las que no conoces de nada. Yo prefiero ir sola con los míos y no en rebaño. 

El castillo está en un cerro bastante alto. Desde allí tienes unas vistas preciosas de los alrededores. Nos contó el guía que hace un año el Castillo del Cid en Jadraque estaba en obras. Menos mal que no lo estaba cuando fuimos nosotros. Me hubiera dado la vuelta sin ver el castillo. 

Os recomiendo ir a verlo. Las vistas desde el castillo son muy lindas. Ves todo el valle del Henares. Al sur del castillo está el patio de armas. El castillo tiene unos torreones que te hacen recordar las guerras que te contaron en las clases de Historia del colegio. Decía el guía que fue construido siguiendo los dictados del arte renacentista y las formas propias de los castillos de Castilla.

Mi nido de amor en el centro de Madrid

El Apartamento Habitat Apartaments Latina es un bonito apartamento ubicado en el centro de Madrid que pudimos disfrutar mi marido y yo durante uno de nuestros fines de semana románticos sin niñas. 

No es grande. Está pensado para dos personas. Pero su tamaño es lo de menos. Lo importante es lo bien ubicado que está. Te quedan los sitios de mayor interés turístico a un paseo de distancia. 

El apartamento tiene una habitación con un balconcito, un cuarto de baño que huele a nuevo, un comedor también con balcón y una cocina donde puedes preparar tu comida y ahorrarte una pasta en restaurantes. 

En el comedor hay un sofá cama muy cómodo. Era casi más cómodo que la cama de matrimonio que teníamos en la habitación. 

Estaba muy limpio. Los suelos eran de parqué y parecían recién barnizados. Daba gusto andar descalza sobre ellos. 

Poco salimos. Sólo bajamos a dar una vuelta pro la Plaza Mayor para hacer algunas compras. Yo soy una compradora compulsiva. Hasta cuando estoy de vacaciones románticas necesito comprar. Ir de compras me hace feliz. 

La zona donde se ubica este apartamento tiene muchos bares y restaurantes. Cerca queda el famoso Teatro de La Latina. 

Os lo recomiendo. Volvería a alojarme en este apartamento sin pensarlo dos veces. Tenía un buen televisor, dvd, lavavajillas en la cocina... La cocina estaba bien equipada con todo el menaje que necesitas para hacer tus comidas favoritas. 

Nosotros llegamos, nos enseñaron el piso, pagamos y nos dieron las llaves. Unos amigos nuestros que se habían alojado hacía unos meses nos metieron un poco de miedo con eso de que te cobran un suplemento de 15 euros si llegas tarde. No fue nuestro caso.

ENCUENTRA PAREJA PARA PRACTICAR EL AMOR LIBRE

LOS MEJORES HOTELES

ENCUESTAS PAGADAS

ENCUESTAS PAGADAS

ZAPATOS ÚLTIMA MODA

TRABAJA DESDE CASA